Nuestro experimento

 

Descripción del proyecto

Todas las naves espaciales necesitan conocer su orientación. Este proyecto se basa en el uso de una cámara de fotos digital, un acelerómetro y un magnetrómetro 3D para determinar la orientación del satélite. Este instrumento se llama ACS y es capaz de determinar la orientación con una resolución de hasta 1 arco-segundo en función del número de estrellas captadas por la cámara. En terminología espacial, el concepto de orientación es esencialmente “¿Qué esta arriba y qué está abajo?”, sin embargo, en el espacio los términos arriba y abajo pierden su significado, como alternativa, la orientación se determina como un valor angular respecto a una referencia. La información de la orientación es fundamental, y es usada para poder orientar los paneles solares, para poder apuntar con precisión antenas de gran ganancia hacia la Tierra, para el uso de la carga experimental en caso de necesitarlo.

A continuación se mostrará un diagrama con los bloques funcionales más importantes de un StarTracker:

Como se puede ver en el diagrama, necesitamos una cámara de fotos, un sistema de procesado de las imágenes, los sensores de aceleración y campo magnético y su sistema de procesado para que todo junto pueda determinar con precisión la orientación del dispositivo.

Basándonos en el trabajo de Christopher Ryan McBryde en el que desarrolla un StarTracker para un CubeSat, pero sólo llega a realizar simulaciones del campo estelar, nuestro objetivo es realizar una prueba a gran altura de este sistema para poder verificar su resolución antes de añadirlo al CubeSat que está en desarrollo, el GRANASAT. El programa BEXUS nos brinda la oportunidad de poner a prueba el rendimiento del experimento en una situación similar en cuanto condiciones térmicas, de presión y radiación.

El sistema de orientación no sólo se basa en los datos obtenidos en el startracker, sino que utilizará los datos obtenidos también de la lectura de un magnetrómetro 3D y un acelerómetro, de forma que si la cámara apuntase al sol, no detectará estrellas como es evidente, pero podrá hacer uso de los otros sensores para mejorar su precisión en ese supuesto. También si por algo sufre un cambio brusco, es más sencillo realizar la primera aproximación usando el magnetrómetro y acelerómetro, para luego afinar con el startracker.

Os mostramos la presentación que llevamos a la ESTEC, para nuestro proyecto BEXUS.

[calameo code=00300480231ba1a7f450a authid=KFhtQwLC8u8Q width=900 height=583]

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *